Maig del 1972: primeres detencions de militants del Front d’Alliberament de Catalunya

El Front d’Alliberament de Catalunya fou una organització independentista que practicava la lluita armada, sorgida l’any 1968 i autodissolta el 1977. Jordi Vera va publicar a meitat dels anys vuitanta un llibre sobre aquesta organització, però actualment un grup d’antics militants està preparant una recopilació exhaustiva de les activitats i posicionaments polítics del FAC.  Dels primers anys d’existència, a banda del testimoni dels seus membres, no hi ha documentació orgànica. En aquestes condicions és il·lustratiu reproduir “el parte” policial de les primeres detencions de militants publicat el 28 de maig del 1972 al diari “El Correo Catalán”.

 

LA POLICIA DESARTICULA UN PELIGROSO GRUPO TERRORISTA

“Un peligroso grupo de activistas terroristas que se titulaba a sí mismo “Front d’Alliberació de Catalunya” ha sido desarticulado por la policía barcelonesa tras una paciente y minuciosa labor de investigación que se prolongó por espacio de varios meses. Los componentes de este grupo son los autores de diversos atentados con explosivos perpetrados en los últimos tiempos en Barcelona y Tarrasa, concretamente en los monumentos a los Caídos de ambas ciudades y ocurridos muy recientemente. Nueve de los  integrantes del grupo activista han sido detenidos, según informó ayer detalladamente a la premsa local el Gobierno Civil de Barcelona.

A lo largo de los años 1971 y 1972, especialmente en este último, se habían producido en Barcelona y su província una serie de atentados terroristas, cometidos por medio de explosivos, que en su día fueron publicados en la premsa local y nacional, sembrando la alarma y la inquietud en todos los ciudadanos y siendo general la repulsa a tales actos criminales. Ante estos hechos, funcionarios de la Sexta Brigada Regional de Investigación Social de la Jefatura Superior, iniciaron las investigaciones necesarias que habrían de conducir a la identificación y detención de los elementos responsables de tales hechos.

Durante el tiempo transcurrido, los funcionarios que llevaron a cabo una árdua labor, han conseguido saber que la organización clandestina impulsora de estos actos de terrorismo era el llamado “Front d’Alliberament de Catalunya” (Frente de Liberación de Cataluña) que utiliza la sigla FAC. Este partido clandestino ha sido creado a mediados de 1968 por elementos extremistas, siendo su principal objetivo la consecución de la “liberación de Cataluña y la implantación del socialismo” por medios violentos.

Centradas las investigaciones sobre diversos elementos sospechosos de estar integrados en la tan repetida organización, a raíz del último atentado cometido contra el monumento a los Caídos, los funcionarios encargados de la investigación procedieron, a las 48 horas del mismo, a la detención de un total de 9 personas, que han sido puestas a disposción del capitán general de la IV Región Militar.

Actos en los que participaron los detenidos

De sus manifestaciones, se concreta su participación en los hechos: el 16 de octubre de 1970, explosión de un artefacto en las oficinas de Radio Nacional y Teelvisión Española, sitas en el Paseo de Gracia, 1; el 18 de junio de 1971, otro artefacto en vía férrea de Granollers; el 12 de junio del mismo año, otro artefacto explosivo en los juzgados municipales de dicha ciudad; el día 6 del mismo mes y año, nuevo artefacto en un transformador de la calle Juan Güell; el día 3, también del mismo mes, otra explosión en los estudios de Televisión Española en Miramar; el 3 de marzo del mismo año, atentado en la estación de ferrocarril de Castelldefels; el 7 del mismo mes y año, una fuerte explosión en una Oficina de Recaudación de Impuestos de La Sagrera, que ocasionó la muerte del guardia civil don Dionisio Madina Serrano; el 23 de octubre de  1971, otro artefacto en un chalet en obras de la calle de San Juan Bautista de La Salle, así como otros tres artefactos en la calle Modolell, resultando con lesiones de consideración don  Nicolás Salinas.

Asimismo, a lo largo del mismo año, se cometieron los siguientes atentados: uno, contra un cuartel de la Guardia Civil en la zona de Sants; otro, destinado a la delegación de Información y Turismo, y que por error colocaron en una oficina colindante, y otro más, también contra una oficina de Información y Turismo, sita en la Plaza de las Glorias, sin que llegase a producirse explosión.

Gran actividad terrorista en 1972

Ya dentro del año en curso, son de resaltar los siguientes: el 28 de febrero, un atentado contra los talleres del diario “La Vanguardia Esapañola”. En ese mismo día, otros dos atentados, contra los edificios de los distritos VII y IX de la Jefatura Provincial del Movimiento. El 29 de febrero, dos atentados más, uno contrael edificio del Banco de Madrid y otro en la llamada “Quinta Avenida”. El 1 de marzo se producen, asimismo, varios atentados: uno contra el transformador de la Escuela Industrial y otro en el Juzgado de Instrucción número 1 (sin que éste llegase a hacer explosión) y un tercero en la Magistratura de Trabajo.

El día 2 del mismo mes, se produce una fuerte explosión en los pabellones militares del cuartel de Artillería sitos en la calle del Teniente Coronel Onofre Mata, así como otra explosión en la calle de Pujadas, cerca de una fábrica de plásticos. El día 3, una explosión en el transformador de las fuentes luminosas de Montjuic y otra en el Palacio de Congresos de la Feria de Muestras. El día 4, explosión de un artefacto en las vías del tunel del “metro” en la Plaza de Cataluña. También en 28 de febrero de este año, otro atentado en el túnel de la línea férrea Madrid-Barcelona, a la altura de la estación de Sants. Por último, los atentados cometidos el pasado 18 de mes en curso, contra el monumento a los Caídos de nuestra ciudad, así como contra el Juzgado de Instrucción de Tarrasa y contra un transformador, sito en las inmediaciones de esta última ciudad.

Un arsenal de explosivos

Entre el material recuperado figuran: 216 kilos de dinamita, recuperados por la Guardia Civil el 28 de octubre del pasado año, y en el curso de los últimos días, 9 rollos de 125 metros cada uno de mecha detonante, un rollo de 100 metros de mecha retardada, 95 cartuchos de “gelamonita 1-A2; 9 paquetes de medio kilo de goma explosiva; un explosor eléctrico a distancia y 700 detonadores de fulminante de mercurio. Todo este material ha sido hallado en diversos depósitos enterrados en el campo; unos, próximos a la localidad de Centellas, y los otros en la comarca de Begas, siendo de significarse que todo él ha sido robado en diversas canteras. Por otra parte, se sabe que disponen de pistolas automáticas marca “Walter”, de las cuales, hasta el momento, ha sido recuperada una.

Actividad política

Los miembros de esta organización celebran reuniones periódicas en las que, además de planearse las “acciones”, reciben conferencias de formación política, que corren a cargo de personas experimentadas en antiguos partidos, recibiendo, asimismo, la correspondiente instrucción militar para actuar con eficacia lo mismo en “guerrilla urbana” que en “guerrilla de montaña”. Como consecuencia de los hechos expuestos, han sido detenidos hasta el momento, los siguientes individuos: Carlos García Solé, Ramón Llorca López. J.P.M., J.R.C.N., L.T.B., J.C.S., J.C.B. y J.A.G.

Se encuentran huídos, aunue perfectamente identificados: José Pascal Almar, que huyó a raíz del descubrimiento f rla dinamita por la Guardia Civil, Alfonso Cervera Hurtado, J.D.B., E.S.P., J.S.R., J.M.G.S., así como E.R.O. Las gestiones policiales iniciadas en su día, continúan a un ritmo adecuado para lograr la detención de las mencionadas personas, así como la de cualquier otra que pueda resultar implicada en los hechos expuestos, hasta lograr la total desarticulación del “Front d’Alliberament Català”, cuya rama militar recibe, en ocasiones, el nombre de “Forces Armades de Catalunya” (Fuerzas Armadas de Cataluña).

En cuanto a la ejecución material de los atentados quedan reseñados anteriormente, han sido cometidos por los detenidos Carlos García Solé y Ramón Llorca López, juntamente con todos los huídos, que quedan reseñados también. Es de señalar que, tanto entre los detenidos como entre los huídos, no existe ningún estudiante universitario, siendo, en general, pequeños propietarios o empleados de tipo medio, simultaneando algunos de ellos su trabajo con estudios de bachillerato.

Unanime reacción ciudadana

Cabe mencionar, por último, el agradecimiento que las primeras autoridades barcelonesas han testimoniado hacia el pueblo de nuestra ciudad y província, que en todo momento ha condenado unánimente la comisión de unos actos de terrorismo como los llevados a cabo por los elementos ahora caídos en manos de la policía.”

Afegeix un comentari

Deixa un comentari

L'adreça electrònica no es publicarà. Els camps necessaris estan marcats amb *